lunes, agosto 27, 2007

Los campeones también oran


La euforia en el campo de juego era incontenible, y no era para menos el equipo acababa de ganar su segundo campeonato al hilo. Pero mientras en el campo los aficionados celebraban con música y fuegos pirotécnicos, en la intimidad de los vestidores el ambiente de festejo toma una pausa.

Entre el barullo de la celebración el manager del equipo pide a sus jugadores que, así como lo habían hecho antes, era el momento de hacer una oración a Papá Dios para agradecerle la victoria. Les recordó a sus jugadores que habían tenido momentos difíciles y que de no ser por la ayuda de Dios no habrían logrado salir adelante. Le pide a uno de sus jugadores que haga la oración invitando a todos a que después del amén celebren con gozo la victoria.

El jugador, antes de hacer la oración, pide a todos a que repitan con él las palabras, cierra los ojos, eleva el rostro al cielo y da gracias a Dios, al Espíritu Santo y a Jesucristo por la victoria y pide por la salud de su directivo enfermo.

Fue una oración emotiva, no repitió palabras aprendidas de memoria, fueron palabras espontáneas, salidas de un corazón victorioso y agradecido.

Por escasos minutos la oración acalló los gritos y las porras, Dios escuchó la voz de un equipo que le daba las gracias por la ayuda y por la victoria.

¡Que ejemplo de fe y liderazgo del manager! !Que testimonio y humildad del jugador!

!Felicidades Campeones! , el corazón de sus seguidores está feliz y también su Padre Celestial porque le han dado la honra, que solamente Él merece, en ese momento de victoria. Porque los campeones también oran.

2 comentarios:

Carlos Julio Pérez Quizhpe dijo...

Amén hermano.

¡Qué ejemplo de liderazgo y de humildad!

Dios te bendiga.

Carlos Julio

Silvia dijo...

Wow!! me sorprende que un jugador de beis, haga este tipo de cosas, pero pues, me da gusto y si que es un buen ejemplo, porque en nuestra vida hasta lo más mínimo debemos de dar gracisa a Dios, pues es parte de nuestros triunfos.